SER DIRECTIVO NO ES SINÓNIMO DE IMPUNIDAD

 

Por Ramón González Barbet

ramongonzalezbarbet@hotmail.com

Como una gran proeza mundial se puede calificar la inauguración de los “Juegos Olímpicos Tokio 2020”, siendo un acto espectacular y solemne aunque sin público, prácticamente a puerta cerrada en el Estadio Olímpico, donde la humanidad hace hasta lo imposible para manejar con las mejores intenciones esta nueva normalidad que estamos viviendo, y algo muy destacable fue el uso generalizado del cubrebocas, pues tanto Directivos como competidores lo portaban, siendo prácticamente obligatorio, así como también las medidas sanitarias que son muy necesarias para la protección mutua. Así, en este magno evento Olímpico, México inicio sus actividades con el pie derecho al derrotar 4-1 a la selección de futbol francesa, lo que abre una infinidad de esperanzas para coronarse con alguna de las medallas en esta disciplina.

Lo sucedido en la Rincón

Retomando el tema de la pelea campal del pasado domingo 18, en la Asociación de Charros Carlos Rincón Gallardo, quiero ser muy preciso que en este espacio no se hizo ningún juicio sumario ni en fast track hacia algún grupo o persona, únicamente se hizo una reseña puntual de este desafortunado evento, ya que ambos grupos, tanto los de casa como los visitantes, tenían una responsabilidad plena, situación que desembocará en una investigación que deberá ser muy bien respaldada, porque desafortunadamente, ambos grupos, tienen mucho que perder; los de casa por ser anfitriones de un evento oficial y tenían la gran responsabilidad de cuidar que no surgieran este tipo de agresiones, y los visitantes de la “Asociación de Charros El Peñón”, porque algunos involucrados en este conflicto son elementos que forman parte del Consejo Directivo de la Unión de Asociaciones Charras de la CDMX, así como también, otros tienen cargo en la Directiva Nacional de la Federación Mexicana de Charrería (FMCH), situación que sin lugar a dudas complica el problema, tanto para el PUA capitalino Saúl Cortes, como para el mismo Presidente Nacional José Antonio Salcedo López, ya que el formar parte de algún Consejo Directivo, implica una gran responsabilidad , y por supuesto, no es sinónimo de impunidad en ningún caso, aspecto muy delicado que tienen que cuidar de manera local y nacional, ya que no creo que se presten a ser comparsas de algo tan delicado, así que ya veremos cómo se conduce la Secretaría de Honor y Justicia de la FMCH.

Con la firme intención de escuchar la opinión oficial de cada una de las autoridades deportivas inmediatas, sin haber tenido suerte en varias ocasiones traté de comunicarme con el Presidente de la Rincón Gallardo, José Luz Ovando y con el mismo PUA de la CDMX Saúl Cortes, sin embargo, este espacio continua abierto a la opinión de cada uno de ellos.

            Entrando al tema de la pandemia, les comento que en esta Ciudad Capital, así como en varios Estados del interior de la República Mexicana, se ha retrocedido al Semáforo Naranja, debido al alza de contagios por Coronavirus, medida que estará vigente para las próximas 2 semanas, porque a decir verdad a diario se está detectando nuevas oleadas de contagios de COVID-19 con la variante Delta, variante que según dicen los expertos, es mucho mas agresiva y contagiosa, condición que prende las alarmas de manera generalizada, sin embargo, vemos sectores que hacen caso omiso de las medidas sanitarias, reflejándose ampliamente en la XXVIII edición del Nacionalito, donde solo algunos de los asistentes, como son los jueces, utilizan de forma permanente el cubrebocas, herramienta que es lo más seguro después de la vacuna, protección que debería generalizarse para cuidar el camino a “Aguascalientes 2021”

Los comentarios están cerrados.