Rancho El Quevedeño, Campeón categoría «AAA» del Millonario 2015‏

XVIII CAMPEONATO MILLONARIO 
TEQUILA HACIENDA VIEJA «DON FÉLIX BAÑUELOS» 2015

COMUNICADO DE PRENSA Nº 30

Rancho El Quevedeño, campeón categoría «AAA» del Millonario 2015

Rancho El Quevedeño de Nayarit se ha convertido en el nuevo campeón de la categoría “AAA” del XVIII Campeonato Charro Millonario Tequila Hacienda Vieja “Don Félix Bañuelos Jiménez” 2015 al terminar en la primera posición de la ronda final con 350 puntos, siendo de esta manera el único equipo entre los seis finalistas que alcanzó a rebasar la línea de la excelencia.

En la segunda final, última charreada de este maravilloso torneo, los Tres Potrillos dejaron ir en las manganas la posibilidad de convertirse en bicampeones; llevaban buen paso pero solamente derribaron una mangana a pie, lo que no evitó, sin embargo, que se quedaran en segundo lugar con 297 unidades.

En una emotiva competencia completamente jalisciense, el equipo de casa, Tequila Hacienda Vieja “A” se quedó en 247 tantos, mientras que la legendaria asociación de los Charros de Jalisco concluyó con 256 puntos.

De esta manera, El Quevedeño gana por primera ocasión el Campeonato Millonario, escoltado por los Tres Potrillos, y en tercero aparece la agrupación de Rancho El Pitayo de Querétaro, que en la primera final había obtenido 266 puntos.

La cuarta plaza fue para Charros de Jalisco, Tamariz CYM de Puebla acabó en quinto con 253 unidades y en sexto el escuadrón Tequila Hacienda Vieja “A”.

De los premios, Rancho El Quevedeño ha ganado el 28% de la bolsa de premios, mientras que Tres Potrillos recibieron el 20% y Rancho El Pitayo ha ganado el 14%.

Los Charros de Jalisco obtuvieron el 10% de la bolsa, Tamariz CYM se embolsa el 7% y Tequila Hacienda Vieja se agenció el 6%.

Las Escaramuzas

En la rama femenil, Las Alteñitas de Guadalajara “A” participaron en la última charreada y lograron un promedio de 319.00 puntos.

De esta manera, Rancho El Capricho de Zacatecas es la magna campeona de las escaramuzas ya que logró el primer lugar de la tabla femenil de clasificaciones con 320.33 unidades; a menos de medio tiro de pistola quedó la escaramuza Rancho Soviló de Jalisco, que finalizó en segundo lugar con 320.16 puntos, mientras que Las Alteñitas “A” fueron terceras con sus ya referidos 319.00.

El cuarto lugar lo ocuparon Las Margaritas “A” de Jalisco con un promedio de 315.83 unidades, mientras que la quinta plaza fue para El Reencuentro de Chihuahua, que este mismo domigo obtuvo 311.83 puntos.

En cuanto a los premios de las escaramuzas, de la bolsa acumulada de las inscripciones, Rancho El Capricho ganó el 50% por ser la campeona; Rancho Soviló de Zapopan obtuvo en 30% y el restante 20% fue para Las Alteñitas «A» de Guadalajara.

De esta forma ha concluido con mucho éxito el Campeonato Charro Millonario en su décimo octava edición, consolidándose ya como el máximo torneo de charrería a nivel nacional.

Los jueces del Campeonato Millonario fueron Antonio Garduño, Fernando Bravo, Francisco Lozano, José Luis Casillas, Irahán García, Joel Magaña y Rogelio Aguilar.

Las damas jueces que sancionaron la labor de las escaramuzas son Luz Elena Saldaña, Fabiola Ibañez, Luz Victoria Mata y Elma Elizondo de la Lama. En labores de locución se encontraron los caballeros Apolonio Ibarra, Marcos Gustavo Hernández y Eulalio Torres Macías.

La organización de este Campeonato estuvo encabezada por el presidente, Lic. Juan Bañuelos; el secretario, Lic. Félix Bañuelos; el tesorero, C. José María Bañuelos, y los coordinadores general y operativo fueron respectivamente el Lic. José Luis Díaz y el C.P. Pedro Rocha, todos de una incansable labor para llevar a buen puerto el máximo torneo del cual la charrería puede estar orgullosa de contar.

La segunda final

Los Tres Potrillos de Jalisco comienzan sumando 25 puntos de la cala de caballo que ejecutó Gerardo Fernández, José Andrés Aceves detuvo dos veces a la yegua para conseguir 20 y 19 tantos en los piales, más 83 acumulados en colas con 39 unidades de Diego Ibarra, 23 de Gerardo Fernández y 21 más de Andrés Aceves.

Jineteo de toro de Asunción Sáenz de 20 unidades, y vino la terna en el ruedo que fue ejecutada tanto por Andrés Eduardo Aceves como por su hijo José Andrés Aceves, con lazo pescuecero del primero de 28 y 31 del pial en el ruedo que ejecutó el segundo.

Muy buena fue la jineteada de yegua que realizó Irineo Reyes, aportando 23 más a la causa, pero Diego Ibarra solamente cuajó una mangana a pie de 27, se fueron sin aciertos a caballo y 23 del paso de la muerte de Asunción Sáenz les dio el segundo lugar con 297 puntos.

Arrancaron las acciones con los Charros de Jalisco, sumando los primeros 43 puntos de la cala de caballo de Miguel Ibarra Sánchez, sin fortuna en los piales y en colas totalizaron 45, siendo el mejor Arturo Ibarra Sánchez con 35 buenos.

Buena la monta del toro que ejecutó Diego Hernández, por la que cobró 23 puntos, y solamente contó el lazo pescuecero que amarró Arturo Ibarra de 25 tantos al acabarse los siete minutos reglamentarios para la terna en el ruedo.

Edgar Francisco López sumó 14 en el jineteo de yegua, Arturo Ibarra Sánchez acertó sus dos primeras manganas a pie de 20 cada una con dos de tiempo, otras dos a caballo que derribó Salvador Sánchez, ambas de 24 unidades, y los 20 finales del paso de la muerte de Diego Hernández les hicieron concluir con 256 puntos.

Tequila Hacienda Vieja “A” tuvo inicio con los 39 puntos de la cala de José María Bañuelos, sin piales y en colas 63 acumulados, con 24 de Alejandro Franco, 21 de José Luis Díaz y 18 de Juan Pablo Bañuelos.

Daniel Gómez se las entendió con el toro para cobrar 17 puntos, lazo a la cabeza del que se encargó Óscar Medina y el pial en el ruedo lo realizó Juan Pablo Franco, sumando del primero 29 puntos y del segundo 26 unidades.

Una yegua con muy malas maneras envió a la arena a Carlos Martínez, Óscar Medina cooperó con una mangana a pie de 24 buenos, y Alejandro Franco cerró con dos a caballo de 25 y 23 más dos adicionales. No hubo fortuna en el paso de la muerte y alcanzan 247 puntos.

Los comentarios están cerrados.